¿Por qué es importante alimentar bien a nuestro perro?

Seguro has escuchado la frase “eres lo que comes”, pues no solo aplica a los humanos.

Nuestras mascotas dependen de nosotros para ayudarlos a llevar una vida sana, es por eso que en esta ocasión queremos dedicar este espacio a hablar de la importancia de uno de los factores primordiales en la calidad de vida de nuestros perros: su alimentación.

Hoy hablaremos de las muchas ventajas que tiene invertir en mejores alimentos para nuestros perros.

Escoger el alimento adecuado para nuestra mascota no es decisión que deba tomarse a la ligera, y aunque en el mercado hay decenas de opciones, a nosotros nos toca buscar el alimento que cumpla con todas las necesidades nutricionales de nuestra mascota.

Al invertir en un alimento de mejor calidad, a la larga estaremos teniendo un ahorro, ya que un perro que se alimenta bien, tiene menos visitas al veterinario, además de que ingiere raciones más reducida, ya que estaremos cumpliendo con sus necesidades energéticas y nutricionales.

Además, un buen alimento nos ayuda a mantener en un peso adecuado a nuestra mascota, ya que el exceso de comida puede llegar a afectar severamente el bienestar de nuestros peludos amigos.

Por otro lado, ayudaremos a que el aspecto de nuestro animal mejore. Un perro que se alimenta bien, tiene un semblante sano, pelaje brilloso, dientes sanos.

Otro aspecto que no podemos dejar de lado y es algo que como dueño de un perro vas a agradecer, es que la limpieza de su hábitat es mucho más sencilla. Al momento de asear el espacio donde regularmente hace sus necesidades, apreciarás la buena alimentación de tu perro. Aceptémoslo, a nadie le gusta limpiar heces fecales, pero cuando lo hagamos lo mejor es recoger heces firmes.

La alimentación en perros, tal como sucede con los humanos, tiene que ir cambiando dependiendo de la edad, cuando son pequeños, tenemos que enfocarnos en comida para cachorros, que tienen una carga nutricional distinta a una comida de adultos.

Justamente cuando nuestra mascota llegue a la edad adulta, es cuando tendremos que hacer un cambio de alimento más adecuado a sus necesidades energéticas. Muchos dueños cometen el error de darle alimento de adulto a un cachorro o viceversa, nunca hacer el cambio de alimento de cachorro cuando nuestro perro ya es adulto.

Es importante que hagas un correcto seguimiento de su plan de alimentación de la mano de un veterinario, la ventaja de hacer la transición del alimento de cachorro al de perro adulto, es que nos mantendremos con el mismo alimento por espacio de 6 o 7 años, hasta que tengamos que volver a cambiar.

¿Cuánto sabremos que es momento de cambiarle comida a un perro adulto? Tenemos que estar atentos a un posible aumento o pérdida de peso, ese será un indicio si es necesario reajustar su dieta.

Entonces llegamos al punto clave ¿Cómo escojo el mejor alimento para mi perro?

La edad, el estilo de vida, la edad y el estado de salud de nuestra mascota son los factores que debemos tomar en cuenta para ello.

Las razas pequeñas, tienen metabolismos más rápidos, queman más energía a velocidades mayores que perros de otras tallas. Dependiendo de su forma física (si está en un peso adecuado), la cantidad de actividad física que realice, algunos perros de raza pequeña pueden necesitar incluso el doble de calorías que otras razas de mayor tamaño. Hay que enfocarnos en fórmulas que sean ricas en grasas y carbohidratos, para cubrir sus necesidades energéticas.

Por su parte, las razas de mayor tamaño tienden a tener metabolismos más lentos, pero su apetito es mayor. Es por ello que es común encontrar que las fórmulas para perros grandes, tienen bocados de mayor tamaño. Esto es para hacer más satisfactorio su proceso de alimentación lo cual a su vez fomentan que mastiquen más en lugar de solo engullir. Tenemos que enfocarnos en una fórmula baja en grasa pero rica en proteínas.

SI nuestro perro es muy activo o se trata de un perro de trabajo, tenemos que buscar un alimento más especializado para cubrir su carga energética, a diferencia de las razas grandes, aquí sí encontraremos mayor cantidad de grasa, vitaminas y proteínas. Ellos necesitarán de ello para convertirlos en energía y seguir con su ritmo acelerado de vida.

Si nuestro perro es menos activo, se recomiendan dietas bajas en grasa para evitar que suban de peso, algo que a la larga nos agradecerán pues su salud se verá beneficiada.

Por último, queremos recomendarte siempre que vayas a elegir un alimento, hacerlo de la mano del veterinario, hay algunos perros que no toleran algún tipo de alimentos o tienen algún padecimiento que los obligue a tener una dieta aún mas controlada.

Ya lo sabes, escoger el alimento adecuado para las necesidades de nuestra mascota es clave para tenerlo sano durante muchos años, y poder compartir todos esos momentos especiales con nuestros peludos.

comparte este ARTICULO
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *