¡Juguetes para perros!

juguetes para perros

Jugar con nuestras mascotas es la mejor forma de conocerlos, esto nos ayuda para estimularlos y reforzar el vínculo que tenemos con ellos. Seguramente pensando en ello, te has preguntado ¿Cuáles son los mejores juguetes para mi perro?

En entregas anteriores te mencionamos que llevar al veterinario y sacar a pasear a tu perro periódicamente son aspectos indispensables para mantenerlo sano, pero también es importante tener ratos de diversión con ellos.

Debes tomar en cuenta que cada mascota es diferente y según su raza, talla y edad, hay juguetes para perro que lograrán estimularlos en mayor o menor medida.

 Uno de los errores más comunes es dejarlos jugar con palos o piedras. Cuando sacamos a pasear a nuestro perro es casi inevitable que esté husmeando y en su emoción seguro tomará algún “recuerdo” de la caminata, como alguna rama o una roca pequeña. No permitas que jueguen demasiado con estos elementos de la naturaleza, ya que pueden dañarles la dentadura y en el caso de las maderas, pueden astillarse y causar un severo problema de salud.

Muchas veces nuestros peludos compañeros toman los juguetes de algún niño de la casa y empiezan a jugar con él. Incluso algunos dueños les compran algún juguete creado para niños. Debemos tener cuidado de no abusar de esta práctica, muchos de esos juguetes contienen materiales que pueden resultar tóxicos y debemos evitar que lleguen al hocico de nuestros perros. Preferentemente debemos otorgarle juguetes para mascotas y no para bebés o niños.

 Uno de los juguetes favoritos de nuestros perros, sin duda son las pelotas. Hay muchos materiales, colores, incluso olores y sonidos. Trata de darle algunas opciones para escoger la pelota que más se acopla al capricho de tu perro. Lo primero que debes tomar en cuenta es el tamaño, comprar una pelota demasiado pequeña o muy grande solo hará que gastes en vano y termine abandonada en algún rincón, pues tu mascota no querrá jugar con ella.

Aunque hay una gran variedad de pelotas, podemos concentrarnos en dos tipos: Pelotas de búsqueda y pelotas para morder.

 Las pelotas de búsqueda regularmente son más blandas y suaves, esto para evitar que se hagan daño al perseguirlas a gran velocidad cuando las lanzamos, incluso cuando las atrapan en el aire y las toman al vuelo.

Las otras son un poco más firmes y pueden venir con algunas texturas y olor especiales para que no solo disfruten de perseguirlas, sino también para mordisquearlas cuando las alcanzan. Evita siempre pelotas de tenis o de ping pong. Las de tenis suelen tener un tamaño adecuado, sin embargo, algunos de sus materiales de construcción, como la fibra de carbono, pueden ocasionar desgaste innecesario en las piezas dentales de los perros, lo que puede provocarles gran dolor.

Por su parte, las de ping pong son aún más peligrosas, su tamaño reducido y material de construcción pueden provocar asfixia a nuestro querido amigo ¡Evítalas a toda costa!

Por otro lado, uno de los juguetes para perros grandes más socorridos, son los “frisbees”. Muchos perros, sobre todo de tallas de medianas a grandes, disfrutan mucho perseguir platillos voladores y capturarlos al vuelo. Este ejercicio es de los mejores para ellos, así que, si tu perro lo disfruta, no dudes en adquirir uno, solo toma en cuenta el material: siempre goma y nunca de plástico. Piensa en los dientes de tu mascota siempre que vaya a usar su hocico para el juego.

En cuanto a juguetes para perros cachorros, lo primero a tomar en cuenta es que, por su instinto, lo primero que buscarán hacer con los juguetes (o cualquier otra cosa) que le acerquemos será morderlo. Por ello, es importante que sobre todo en sus primeros meses los estaremos estimulando para que muerdan (y por ende destruyan) juguetes, de esta manera alejarlos de muebles, cables y objetos que pueden lastimarlos o que simplemente pueden dejar inutilizables, dañando nuestro bolsillo.

 Los mejores juguetes para cachorros, tal y como sucede con los juguetes para bebés, son los que tienen colores llamativos. Los perritos podrán reconocer más fácil qué sí pueden morder y qué no, con base en el color y la textura. Por ello escoge juguetes para morder que tengan colores, cuerdas y gomas, esto les encantará. 

Cuando los cachorros están por mudar de dientes es cuando más buscarán roer y morder, ya que se les inflaman las encías y calman el dolor justamente así: ¡mordiendo todo! En esta etapa es cuando más debes jugar con él, y darle juguetes adecuados para que descargue su ansiedad.

 Así que ya lo sabes, rodea a tu peludo amigo de juguetes adecuados. ¡Jugar con tu mascota reforzará su vínculo y seguro pasarán momentos inolvidables juntos!

 

comparte este ARTICULO
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *