¿Se deben de cepillar los dientes de los perros?

Seguramente has llegado hasta este blog buscando la respuesta a la pregunta ¿debo cepillar los dientes de mi perro? La respuesta es ¡Claro que sí! Hoy te diremos algunos tips sobre el cuidado dental en nuestra mascota.

El cuidado de la salud de nuestro perro es fundamental para darle una vida feliz y que dure muchos años a nuestro lado, eso incluye el cuidado dental, algo que muchos dueños pasan de largo completamente.

Como regularmente decimos, empezar con cualquier adiestramiento a edad temprana es fundamental para evitar dolores de cabeza posteriores, por lo que el primer consejo es empezar con el cuidado y cepillado dental desde cachorro.

Con esto lograremos que desde pequeño se acostumbre al cepillado y no respingue cuando tenga mayor edad.

Es importante que uses un cepillo con cerdas suaves y que esté humedecido, si decidiste comprar un cepillo especial para mascotas úsalo, por el contrario, si compraste un cepillo común, solo asegúrate de comprar el que tenga las cerdas menos duras que encuentres, si es un cepillo para niños será mucho mejor. Hay quienes usan alguna gasa, o un algodón, la opción que elijas de entre estas, está bien.

Trata de usar pasta dental especial para mascotas, tienen sabores más agradables para ellos que las que usamos los humanos, eso te ayudará a que se deje cepillar con más facilidad. Por ningún motivo uses pasta dental convencional de humanos, ya que son peligrosos para ellos si tragan la pasta.

Lo mismo ocurre con bicarbonato de sodio.

Antes de iniciar el cepillado, dale a probar un poco de pasta a tu perro para que se familiarice con el sabor.

Levanta su labio para exponer la superficie de encías y dientes, cepilla con movimientos suaves, para limpiar bien su hocico, tal como lo harías al cepillar tus propios dientes.

Trata de limpiar las superficies que están en contacto con sus mejillas, ya que lo más seguro es que tu mascota no te permita asear en la parte interior de sus dientes, con ello, aunque no puedas limpiar esa zona específica, lograrás que tenga una mejor higiene.

Presta especial atención a los molares posteriores ya sus caninos, esos dientes son los que más tienden a acumular sarro.

Al terminar un buen cepillado, premia a tu amigo por un buen trabajo.

Pese a que lo ideal es que cepillemos sus dientes con una frecuencia diaria, sabemos que no siempre será posible, por ello se recomienda ayudar con la limpieza de sus piezas dentales por medio de productos de cuidado odontológico, como pastas, masticables, golosinas y alimentos especiales, que les ayudan a limpiar los dientes.

Así que no hay pretexto para que nuestros compañeros luzcan una dentadura limpia y sana, al largo plazo lo agradecerás.

comparte este ARTICULO
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *